domingo, 6 de noviembre de 2016

Tarde de flores y bizcochuelo...

Creo que alguna vez les conté que pegadito a casa hay una casa gemela... son dos casas construidas en un mismo terreno... con la particularidad que, en ese casa, no vive nadie... bah en realidad no viven personas... sino cuises, pájaros y cientos de insectos :) 


Tiene un rosal que cada día está más lindo, sin cuidado alguno nos regala montones de flores preciosas... así que no aguanté la tentación y me traje algunas para adornar los floreros de casa! En realidad es aún más romántico, me las trajo Jo, de travesía por la selva del terreno vecino ^_^




Pero lo que más nos interesa hoy es lo que está junto a las rosas amarillas... un riquísimo bizcochuelo de banana... no puede más! es demasiaaado rico! y les traigo la receta super perfeccionada para lo puedan hacer en sus casas!...



Allá en Bs As el budín de banana (en horno) era todo un éxito, y lo hacíamos muy seguido... cuando vinimos a las montañitas intenté hcer uno en formato bizcochuelo para poder cocinarlo en olla essen, y salió tan horrendo que le perdí la fé y nunca más volví a intentarlo, hasta hace unas semanas... 



Entendí cuál fue el problema, las proporciones, y descubrí (quizás muchos ya lo sabían pero para mi era algo nuevo) que para que un bizcochuelo de banana (o cualquier otro formato como budín o muffins)  quede perfecto, la mezcla no tiene que ser muy húmeda, no hay que usar demasiada banana ni mucho líquido... La mezcla tiene que estar un tanto espesa, que se pueda volcar al molde con ayuda de espátula para desparramar pareja ... Si lo hacen muy húmedo es probable que quede apelmazado, y nunca leude como debería... 



Ahora sí, vamos a la receta:
Para un bizcochuelo mediano
Ingredientes:
1 banana mediana bien bien madura (lo más negrita posible)
5 cdas soperas de aceite de coco
1 taza de azúcar cristal orgánica
4 cdas soperas de coco rayado
1 taza de agua
2 cdas de té de extracto de vainilla
1/2 cdta de café de cremor tártaro
1 pizca de sal
2 y 1/4 taza de harina leudante 
(si prefieren Harina 0000 la tienen que tamizar con 2 y 1/4 cdas de té de polvo de hornear)




Primero vamos a pisar la banana con el coco rayado, la vainilla, el aceite, y el azúcar, cuando quede integrado (va a quedar grumoso pero está bien así) le agregamos el agua, integramos bien y por último tamizamos los secos (harina leudante, cremor tártaro y pizca de sal) mezclando para que quede homogéneo, pero no mezclemos de más, es solo para integrar...
Si lo hacen en olla essen, la aceitan, luego enharinan y espolvorean con azúcar mascabo todo el fondo antes de tirar la mezcla, ya que se va a formar el caramelo abajo y luego vamos a servir la torta al revés, queda tal cual como ven en la foto...este secretito va a hacer al bizcochuelo aún más rico de sabor y lindo de color!
En Essen apróximadamente tarda 40/50 minutos, es fácil darse cuenta, pueden hacer la del palito o  también chequear si se despegó solita un poco de los bordes. Otra opción es apenas poniendo un dedo por encima, (muy despacito así si todavía está cruda no les queda un agujero ^_^) justo en el medio del bizcochuelo, si no se hunde está lista!
Ahora bien si lo hacen en horno, tienen que aceitar y enharinar el molde, volcar la mezcla, emparejar y espolvorear azúcar mascabo por encima de la preparación, les va a quedar una costrita riquísima ...



No dejen de hacerlo, realmente es muy rico y liviano!... 
con Jo nos dura una merienda, la foto de las migajas habla por sí sola! ^_^



pd: si no entendiste nada de los ingredientes que usé, te recomiendo este post

2 comentarios :