domingo, 19 de mayo de 2019

La Vida en la Naturaleza ♡ Días de Otoño

Esto se está poniendo cada vez mejor... antes que nada, me gustaría contarles, por cosas que he hablado con alguna amiga, que estoy muy feliz, y quizás parecería lo contrario... Intenté relatarles toda mi experiencia desde el día uno, lo más real posible, pero se que a veces soy un poquiiito exagerada... bah, eso me dice Jo, que soy exagerada pero yo digo que soy "emocional" jajaja. Como todos, a veces tenemos momentos felices, momentos no tanto... en mi caso cuando estoy triste no intento revertirlo, lo dejo pasar, y nunca me dura más que unas horas, pero me pasa desde que soy chiquita, y está bien así, es parte de mi personalidad y también lo disfruto así, imagino que a todos nos pasa igual. Eso también es parte de la felicidad como un todo ¿no lo creen? no es que cuando uno es feliz está el 100% del tiempo feliz, es más como un concepto general o un camino que vamos construyendo. Para mi la felicidad es escucharme y escuchar lo que me rodea, evitar el sufrimiento de todo ser que me involucre directamente (o a veces también indirectamente) y eso es lo que estoy tratando de hacer desde hace muchos años y lo voy a seguir haciendo hasta el final de mis días. Para nada es mi intención generar un post existencial, solo quería aclararles que estoy muy contenta con la nueva vida, y que si bien algunas veces me he sentido un poco superada, nunca jamás dudé un segundo en el camino elegido. 


sábado, 4 de mayo de 2019

La Restauración - Capítulo Cero - El Antes

Inauguro una nueva sección en el blog que tiene principio y fin: La Restauración ^_^ 
Hoy hace exactamente un mes que vivimos en la nueva casita. Además es mi cumpleaños... por lo que quería empezar a escribirlo como regalo de cumpleaños, aunque no se cuando terminaré o podré publicarlo, pero al menos empezarlo hoy 3 de mayo. 
No se ilusionen demasiado, porque el primer capítulo es exclusivo del antes, quiero que vivan todo el proceso como lo estoy viviendo yo, o casi, sin los llantos ni la desesperación jajaja... No, hablando en serio, esto será un proceso relativamente lento. 

Hogar, living, de fondo cocina

Escalera, ventanas sur

Entrada original, baño, escalera, ventanas chiquitas sur

domingo, 28 de abril de 2019

La Vida en la Naturaleza ♡ Llegó Pascuas

El domingo de Pascuas fue el último día de sol, claro que en ese momento no lo sabía... 
Desde hace meses imagino unas Pascuas de cuentos. Como sabía que iba a tener tiempo, compré chocolate para hacer bombones y huevitos para festejar. Al final tuve que comprar varias veces jijiji porque hasta que llegó el día nos lo fuimos comiendo todo ^_^. 
Y al final tampoco hice huevitos, llegado el momento me pareció algo complicado y decidí usar el molde de ardillita. Probé en templar el chocolate como me enseñó una amiga, de una forma más sencilla, que si bien no tiene las mismas propiedades que el templado profesional, sirve para que no se derrita tan pronto en nuestras manos. Lo hice de la siguiente forma: derretí a baño maría el 70% del chocolate a usar, y luego agregué el 30% restante. ¡Funcionó! Lo que no se por qué pasó, fue que quedó manchado, quizás por el frío, ya que lo llevé afuera para que solidificara más rápido. 


domingo, 21 de abril de 2019

La Vida en la Naturaleza ♡ De bichitos y otros animalejos

Una de las cosas que más adoro de esta casa, y lo adoro desde antes de vivir acá, es el fresco que mantiene adentro, en realidad no solo el fresco sino lo térmica que es. El adobe es uno de los materiales más térmicos que existen, sino el más. Y nunca hay olor a encierro, aunque esté cerrada durante meses. Lo que sí hay es olor a tierra, en realidad no es tierra, es aroma a adobe, es muy particular, al principio no me gustaba mucho pero ahora ya me acostumbré. Sufro mucho el calor me saca un poco la energía, y estos días estuvo haciendo bastante calor, por eso entrar a la casa es un gran alivio, hasta se respira mejor. Hay muchísimas otras cosas que me gustan y otras que no tanto, pero se los iré contando con el tiempo.


martes, 16 de abril de 2019

La Vida en la Naturaleza ♡ Bienvenida

Empieza oficialmente el relato de nuestra nueva aventura...
Aunque no se cuando lo publicaré, internet funciona muy mal, se corta y es lenta. Hasta que no instalemos la antena seguiremos así y quizás esto no suceda sino hasta Junio. Pero al menos me deja, a veces, leer comentarios, mails, responder y eventualmente publicar en la redes sociales. Les advierto que será casi todo relato y muy pocas fotos, recién ahora estoy empezando a usar la cámara otra vez ^_^
Suelo idealizar demasiado acontecimientos futuros. Es un gran defecto, porque seguido a eso, cuando no sale como pensaba, viene una especie de angustia o frustración. Pero intento convivir con ese defecto porque me cuesta mucho no idealizar je. Lo bueno es que me repongo rápido. Si les hago un gráfico desde el día uno de esta aventura, sería algo así como un triángulo al lado del otro, está siendo un altibajo de sensaciones, de la felicidad más grande a la angustia más profunda. Y no, no sientan pena por mí ^_^ porque me siento en una novela (con partes de terror ya les contaré jaja) en algún punto le da un aire romántico a la nueva vida. Lloré, me angustié, desesperé pero ya estoy lista para contarlo, así que supongo que es la primera parte de recomponer esta situación y transformarla en lo que siempre soñé.
Como les conté en este post, la mudanza se atrasó dos días por cuestiones climáticas. No paraba de llover y el camino, que es bastante complicado, con las lluvias se había puesto peor. Finalmente el martes salió el sol, y entre barro, pasto mojado y mucho cansancio empezamos a cargar una Ford 100. No podíamos contratar algo más grande porque era difícil de ingresar al campo. Así que tuvimos que hacer 4 viajes. Tres ese mismo día y uno días más tarde. Además hicimos tres  viajes más: uno con nuestra amiga Li de cosas frágiles (sobre todo vajilla y mi taller) y otros dos viajes con nuestro nuevo y gran amigo "Ex Vecino Pablo", de las cosas de música de Jo y de los perris. No los distraeré con los pormenores, como por ejemplo que estos viajes en realidad estaban planeados con otras personas que nos plantaron, porque el resultado es que felizmente terminamos mudados a las 9 pm, con linternas y muchísimo cansancio, algunas lágrimas pero mucho alivio y más felicidad. Nuestra noche fue entre velas, armamos nuestra cama y el sillón de los perris, en lo que es ahora el "monoambiente" entre cajas, muebles y mucho lío tomamos mate y nos dormimos.
En realidad el día uno fue la noche uno. Y hasta ahora, todo normal, y todo exactamente como lo imaginamos. El amanecer fue increíble, un día de sol pleno. En casa vieja no veíamos el amanecer por la arboleda. Acá, al este hay una vista increíble así que una de las cosas que más se disfruta es la salida del sol. Hacía frío, pusimos la pava y salimos a terminar de cerrar bien el cerco para que los perros no se escapen. Por ahora es chiquito, es lo que llegamos a hacer, pero como está hecho en módulos la idea es ir ampliándolo con el tiempo. No todo el terreno, claro, porque son 12000 mt2 y además donde esté el cerco habrá que mantener el pasto corto, pero ya tenemos planeado hasta donde queremos llegar con el tiempo.
Ya no recuerdo muy bien lo que hicimos ese día. Lo que si se es que limpié y sigo limpiando como nunca, pero la mugre no sale con nada, se aceptan consejos jaja. Van a faltar meses hasta que la casa esté limpia. Los vidrios los habré lavado 5 veces a cada uno y aún así la tierra no sale. Pero logré sacarle bastante. El baño me llevó casi todo el día. Estando acá, limpiando y viendo en detalle cada rincón de la casa, empezamos a dimensionar la cantidad de trabajo que requerirá. Más del que pensábamos. Por suerte fuimos bastante inconscientes cuando planificamos vivir acá (eso o nos tenemos mucha confianza jaja) en general siempre lo somos y no nos damos cuenta, hasta que nos lo dicen, y digo por suerte porque sino, nunca nos hubiésemos animado a esta y otras aventuras pasadas. Creo que todos los ambientes están sin terminar. Otra de las cosas que me di cuenta viviendo acá, es que había idealizado lo lúgubre del comedor/living. Me sonaba medieval y de otra época, pero viviendo acá me doy cuenta que no es tan lindo como pensaba y quiero sacarle lo lúgubre cuanto antes. Pero va a llevar mucho tiempo de: revestir paredes, rellenar agujeros, pintar, poner luces, etc. Hablando con la dueña, nos contó que el concepto de esta casa fue lo más parecido a Cueva/Caverna y si, tal cual, ahora que me lo dice pienso que les salió perfecto ^_^. El día uno fue hermoso, quizás también porque fue un tanto ingenuo. Rastrillamos una parte que parquizamos, Jo termino de cortar algunos de los árboles que tiramos. Tiramos, en realidad, tiraron, porque cuando sucedió eso yo no estuve presente. Jo con tres amigos más, tiraron 9 Acacios negros.  No se asusten. Son árboles exóticos invasores. No dejan crecer nada, y además tienen unas espinas enormes que son infecciosas. Y las vainas que dan como fruto, se la comen los animales y lo diseminan por todos lados. Además se terminan secando y se caen solos en las tormentas, por eso también era un peligro para todos nosotros y la casa. Solo sacamos los que estaban más cerca. Pero haciendo unos metros, hacia el cañadón hay un bosque entero. Es un árbol muy hermoso, aunque no es más en su hábitat. Acá trae muchos problemas. Lo mejor es que en su lugar vamos a plantar nativos, tengo ganas de Guindillo, Horco Quebracho, Algarrobo y Manzano de campo, todos, menos el algarrobo tiene coloración otoñal, son preciosos. El día uno además intenté organizar un poco la cocina, para tener las cosas de uso diario a mano, y entre eso básicamente pasó el día. A la noche encendimos el hogar, y cenamos a la luz de las velas, porque aún no conectábamos la energía solar. Sin todavía terminar de reponer la energía (me dolía todo, hasta las puntas de los dedos) nos fuimos a dormir temprano con una sonrisa de oreja a oreja. Así pasó el día 1 en La Vida en la Naturaleza...